¿Quién tiene tiempo de aprender sueco?

LA RADIO DE GARRINCHA EN SUECIA 1958

Tras llegar a Suecia para disputar el mundial de 1958, Garrincha compró una radio por US$ 100. Américo sabía de las limitaciones cognitivas de Garrincha, así que lo convenció de que en Brasil no le serviría pues solo emitía sueco. “Pruébalo”, le dijo. En vista de la incontrarrestable evidencia aceptó la oferta de US$ 50 de Américo.

Sus amigos lo llamaban “Mané”, la abreviatura de Manuel, pero que también significa “tonto”.

Comparte!

Vota!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas
(3 votos, promedio: 6.67)
Loading...

Bonus Track

Cuenta el entrenador de Brasil, Vicente Feola, que antes del partido contra la Unión Soviética: "Estábamos en un descanso y yo estaba dando instrucciones. Le dije, 'Mané quiero que entre más por su banda'. Le miré y estaba despistado, tenía en sus manos una revista del Pato Donald. No me lo podía creer, pero él era así. Le dije muy enfadado que jugara como le diera la gana, que era lo mismo que no decirle nada, porque Garrincha ni me miraba".

Fuentes

Alfredo Relaño. "Tantos mundiales, tantas historias". Ed. Roca Editorial, 2014. ISBN: 9788415242673. Localización: 1722

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *