Para los tibetanos, no tenía nada de abominable

ETIMOLOGIA ABOMINABLE HOMBRE DE LAS NIEVES

La expresión “Abominable Hombre de las Nieves” no es más que una traducción errónea de Charles Howard-Bury en la expedición de 1921, cuando interpretó el tibetano “metoh kangmi”, o “hombre-oso de las nieves” como “metch kangmi”. Es decir, “sucio hombre de las nieves”, y que luego el periodista Bill Tilman publicó como “Abominable Hombre de las Nieves”

Comparte!

Vota!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas
(6 votos, promedio: 6.67)
Loading...

Fuentes

Turin Truet, Laura Anne Gilman. "Searching for Yeti: The Abominable Snowman". Ed. The Rosen Publishing Group, 2011. ISBN: 9781448847648. Pág. 11 http://books.google.cl/books?id=IPLPwK5331UC&pg=PA11