El futuro: la generación cacaeléctrica

El poblado de Blowout (“explosión”), en Texas, toma su nombre de la explosión de una enorme montaña de caca de murciélago. En 1856, un cazador prendió fuego en la entrada de una cueva para ahumarla y así obligar a salir a un oso que había tomado refugio en su interior. La gran cantidad de amoníaco de la caca de murciélago acumulada en su interior hizo el resto.

Comparte!

Vota!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas
(1 votos, promedio: 5.00)
Loading...

Fuentes

Pamphlets on Forestry. Fish and Game, Volumen 25, 1952. Página 46

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *