Ir por lana y salir asesinado

Susan Kuhnhausen y Ed Haffey. O haces las cosas bien, o mejor no las hagas. Podría costarte la muerte

En septiembre de 2007, un hombre de Oregon contrató al sicario Ed Haffey para asesinar a su esposa, Susan Kuhnhausen. El hombre la sorprendió en su casa y la golpeó con un martillo. Ella se repuso, atacó de vuelta y comenzó a estrangularlo.

“¡¡DIME QUIÉN TE ENVIÓ Y LLAMO A UNA PUTA AMBULANCIA!!”, le dijo. Haffey no abrió la boca, y la mujer acabó por matarlo.

En el juicio contra su marido, Susan le dijo calmadamente:

“Si alguna vez creyera que mereces estar muerto, al menos tendría los cojones de matarte yo misma”

Comparte!

Vota!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas
(8 votos, promedio: 9.25)
Loading...

Fuentes

1-

Loren W. Christensen. "Self-Defense for Women: Fight Back". Ed. YMAA Publication Center, Inc., 2016. ISBN: 9781594394935. Pág. 5 https://books.google.cl/books?id=3KwjDQAAQBAJ&pg=PT5 2-

Beth Slovic. “A Hit Man Came to Kill Susan Kuhnhausen. She Survived. He Didn't.” Willamette Week, 16 de agosto de 2016 http://www.wweek.com/news/2016/08/17/a-hit-man-came-to-kill-susan-kuhnhausen-she-survived-he-didnt/