“Y para mi cumpleaños, no queda otra que los maceteros”

“Y para mi cumpleaños, no queda otra que los maceteros”

Cuando la empresa sueca IKEA se lanzó al mercado estadounidense, no prestaron mucha atención a la idiosincrasia local. Los clientes, acostumbrados a porciones más grandes que las de sociedades escandinavas, compraban floreros para utilizarlos como vasos.

Comparte!

Vota!

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas6 Estrellas7 Estrellas8 Estrellas9 Estrellas10 Estrellas
(6 votos, promedio: 7.33)
Loading...

Fuentes

Wolfram Elsner, Gerhard Hanappi. "Varieties of Capitalism and New Institutional Deals: Regulation, Welfare and the New Economy, Volumen 6995". Ed. Edward Elgar Publishing, 2008. ISBN: 9781781956755. Pág. 131 http://books.google.com/books?id=AWOeKHljrjQC&pg=PA131